FANDOM


"Daniel Minor debe acabar con la vida de un mafioso. Para ello se disfraza del hijo de su camello, para intentar conseguir información."

RESUMEN

Daniel Minor tiene la misión de acabar con Alexander Jordan. Para ello, Daniel decide hacerse pasar por el hijo de Jhonatan Gyllenhaal. Sin embargo, Alexander lo terminará descubriendo y Daniel tendrá que luchar contra los guardaespaldas, asesinar a Alexander y huir del hotel donde se celebraba la reunión.

En la huida, y con muchas heridas, Daniel cambia el aspecto para que la policía no lo encuentre, mientras huye a cobrar su recompensa.

TRAMA

Una noche, una noche como cualquier otra. Los chicos normales están pasando un momento romántico con sus parejas. Los padres esperan preocupados la llegada de sus hijos por vivir en una ciudad tan peligrosa como Brooklyn. La anciana de la casa de los gatos sale por el balcón a gritarle a todos los que pasan frente a su casa. Una noche cualquiera donde Daniel Minor tiene un trabajo, como el de todas las noches: Asesinar a un tipo. Tal vez sea un pervertido violador que no le pagó al jefe. Tal vez sea otro sucio cerdo de la mafia que ha dado competencia. Tal vez un asesino, un ladrón o, tal vez, un amoroso padre de familia que solo cometió el error de estar en el lugar y en el momento incorrectos. Hace meses que ya no le importa saber el perfil de sus presas.

El chico se baja de un auto hermoso que, probablemente, vale más que la cabeza de su presa, vestido con un traje que probablemente valga lo que el chico gana en un año, y entra a un lujoso hotel. De inmediato un chico lo conduce hacia el restaurante.

Mesero: Buenos días, señor. ¿Me podría dar su nombre?

Hate: Daniel Gyllenhaal. Tengo una reunión aquí con el señor Alexander Jordan.


El mesero lo miró con asombro. Al oír el nombre de Alexander titubeó por un momento:

Mesero: Claro, señor. De inmediato lo llevaré.


El mesero, de inmediato, lleva a Daniel con un anciano gordo, vestido con un traje aún más caro que el de él, y con dos guardaespaldas a sus espaldas. De inmediato Daniel toma la carta, y extiende la mano hacia el hombre sentado frente a él:

Alexander: No me interesa de quien seas hijo, niño. Si me vuelves a hacer esperar te mataré.


Daniel ve su reloj y nota que faltan dos minutos para la hora acordada.

Daniel: Pero señor, aun faltan dos…

Alexander: Según mi reloj la reunión era hace un minuto y medio. Como sea, siéntate.


El mesero le trae lo pedido al señor Jordan mientras Daniel ordena.

Alexander: Bueno, ¿entonces tu eres el hijo de Jhonatan Gyllenhaal? Bueno, me parece extraño que tu padre te haya enviado. Llevo años haciendo negocios con él y siempre hemos tratado los negocios en persona.

Hate: Mi padre ya está viejo, así que tengo que prepararme para ser su sucesor.

Alexander: Como sea. No me importa quién dirija, siempre y cuando yo siga recibiendo mí mercancía.


El tipo ni siquiera mira a Daniel mientras le habla, solo se dedica a comer, como un cerdo. Hate lo mira con asco.

Hate: Eso no tiene que preocuparle, claro que recibirá todo, como siempre. Pero los viejos ayudantes de mi padre se han ido, así que necesito que rehaga todas las órdenes. ¿Cuánto quiere, de qué, en dónde la necesita?.


Alexander lo mira con demasiada desconfianza:

Alexander: Eso lo arreglarás con mi ayudante. Pero dime, ¿cómo está tu madre? No la veo desde que tú estabas estudiando fuera del país.

Hate: Ella está muy bien. Y sí, estuve estudiando, pero decidí que mejor me dedicaba a los negocios familiares.

Alexander: ¡Imbécil! La esposa de Jhonathan murió hace años.


El tipo de levanta agresivamente y sus guardaespaldas comienzan a disparar. Hate, de un impulso, se lanza bajo al mesa. Los disparos atraviesan la tabla y dos de ellos se incrustan en Daniel. Un pequeño quejido se le escapa. Su mano se convierte en una estaca y la otra se estira hasta tomar el pie de el señor Jordan. Hate se impulsa y clava su mano en el estómago del anciano. Daniel se protege con el cuerpo del anciano mientras, de un golpe, noquea a uno de los guardias, y con la otra mano, que la hace tan delgada como una espada, le arranca la cabeza. En un minuto está rodeado por los policías y la seguridad del hotel.

Hate: Mierda. Ésta vez sí que estoy en problemas.


Hate salta junto a una mujer llena de joyas, la toma agresivamente y, con su mano en forma de espada, la amenaza. Todos los policías se retiran.

Policía: Tiene un rehén. No se acerquen. Tiene un rehén.


Daniel se lleva a la mujer hasta la ventana. Por un momento piensa en matarla lanzándola desde ahí, pero no, ella no es su trabajo. Así que rápidamente le arranca todas las joyas y se lanza para caer al piso. La sangre no deja de correr, así que crea una capa de piel sobre la herida. Pero es profunda y no puede deshacerse completamente de ella. Corre a toda velocidad, y en un par de minutos oye como las patrullas ya están rodeando el lugar. Oye a los soldados hablando sobre la descripción del hombre al que tienen que atrapar.

En un segundo sale del jardín y se encuentra de frente con un policía, pero el tipo al que el policía ve no es el de la descripción, es totalmente distinto, Daniel sonríe.

Policía: ¿No ha visto a un mutante ensangrentado que saltó por la ventana del hotel?.

Daniel: Sí. De él estoy huyendo. Corrió hacia allá.

Los policías van en la dirección que Daniel les dio mientras él aprovecha el momento para subir a su auto y escapar. Mareado por la pérdida de sangre, se dirige a su hogar, o bueno, hacia la casa de su jefe para recibir su paga y ayuda médica.

OTROS

Anotaciones